LIFE Reweart crea un calzado sin residuos, reciclable, vegano y órganico

Nuestros pasos dejan huella en el planeta, nunca mejor dicho. Cada año se producen más de 20.000 millones de pares de zapatos con su consecuente impacto en la naturaleza. De hecho, la creación de un solo par coonvencional puede producir entre 1,3 y 25,3 kg de dióxido de carbono. Con estas cifras y el objetivo de hacer de la industria europea del calzado algo más sostenible, la empresa española Vesica Piscis se unió con entidades de Italia y Rumanía para darle la vuelta a esos números y demostrar que es posible producir zapatillas a partir de materiales locales, veganos, reciclados, orgánicos y reciclables.

Bajo el nombre LIFE Reweart, el consorcio ha conseguido mejorar el diseño y el montaje industrial. Además, gracias al perfeccionamiento de los procesos, también ha reducido el uso de agua, las emisiones de dióxido de carbono y los costes.

Vesica Piscis llevaba años innovando y apostando por el calzado sostenible: « podríamos definir nuestro producto con dos palabras: diseño circular y minimalismo », afirma Francisco Rico, responsable de ventas de Vesica Piscis. Según explica, el calzado es un producto muy complejo, con muchos componentes y que cuenta con muchas etapas en el proceso produtivo por lo que « había que reducir materiales y trabajar el diseño  para convertirlo en un producto circular ».

Gracias a los fondos LIFE de la Unión Europea, que apoyan iniciativas medioambientales e innovadoras, han podido seguir explorando este camino y exportar su conocimiento a otros países. En una entrevista con Francisco Rico conocimos más sobre este proyecto y los retos que todavía hay por delante.

Soyez le premier à commenter

Laisser un commentaire

Votre adresse de messagerie ne sera pas publiée.


*